miércoles, 14 de octubre de 2009

26 - Septiembre - 2009 Los Pisapraos en el Espigüete (2450 metros)

Fotografía de la ruta seguida para ascender al Espigüete (2450 m.), subimos por la arista este y bajamos por la canal de la cara norte.


El autobús nos dejó en el aparcamiento que existe antes de llegar al pueblo de Cardaño de Arriba, y desde aquí, ya con todo el material preparado, iniciamos la marcha.



Desde un primer momento, la ascensión se hace muy dura, pues el desnivel existente es muy acusado.



Otra imagen de la subida, ahora por una pedrera con bastante inclinación.



Ya vamos dando vista a las distintas cumbres que jalonan toda la subida al Espigüete, hasta terminar en la cumbre principal.



A pesar de la dureza de la subida, en todo momento el grupo se mantiene unido y poco a poco vamos avanzando hacia la cumbre.



Un alto en el camino antes de emprender las últimas rampas que nos conducirán a la cumbre.




La subida parece no terminarse nunca, pero al final lo conseguiremos.



Cada vez se pone más inclinada la cosa, y hay tramos en los que tenemos que ayudarnos de las manos y a veces, poner el culo en las piedras para poder superar ciertos pasos.



La subida se complica, y tenemos que superar ciertos pasos bastante aéreos que pondrián los pelos de punta a más de uno.



Las distintas cumbres se van sucediendo, antes de culminar la subida a la cumbre principal.



Otro bonito paso aéreo con bastante desnivel a ambos lados.



La subida parece que ya esta llegando a su fin, pues ya vemos a gente en la cumbre principal del Espigüete.



POR FIN, LOS PISAPRAOS EN LA CUMBRE DEL ESPIGÜETE EN LA MONTAÑA PALENTINA.



En la foto anterior me faltaba un Pisapraos, así que aquí estamos otra vez los Pisapraos en la cumbre.



Iniciando la vuelta por la Canal Norte, una auténtica pedrera con muchas piedras sueltas que hacían muy dificultosa la bajada.



Otro momento de la bajada, la cual se tenía que hacer con sumo cuidado, debido a la inclinación del terreno y a la cantidad de piedras sueltas que jalonaban el camino.



La bajada la hicimos bastante agrupados con el fin de poder ayudarnos unos a otros.



Unos momentos de descanso con el fin de recuperarnos y poder descansar un poco las piernas por la tensión de la bajada.



Una vez terminado el descenso, llegamos a dar vista a la cascada que existe en la senda de Mazobre

3 comentarios:

gema dijo...

muy buena la ruta
ya veo que entrenais fuerte para cuando vengais a Asturias
un saludo para todos

Keducc dijo...

Preciosa clásica. Ademas como la hicisteis es genial. La arista este es muy bonita y se disfruta mucho. La bajada por la norte no tanto pues hay que tener mucho cuidado por las pedreras tan finas.

Enhorabuena por el gigante calizo

Andanzas de un Pisapraos dijo...

Muy buen reportaje, compañeros y tocayos de "apodo". Mañana, tal vez me acerque a esta mítica montaña. Todo dependerá de las condiciones climatológicas. Un saludo montañero.
Viti " Pisapraos ".
https://picasaweb.google.com/home